¿Sabemos de verdad lo que es la CONCIENCIA?

¿Sabías que los primates y las personas, son los únicos seres capaces de reconocerse ante el espejo? ¿Quiere decir eso, que somos lo únicos que tenemos conciencia?

Probablemente no. Tan solo querría decir, que seríamos los únicos con “conciencia de nuestra propia existencia”.

Cada vez aparecen más voces que defiende la existencia de algún otro “nivel de conciencia”, en prácticamente todos los seres vivos.

Pienso que en parte, también dependerá del punto de vista desde el que consideremos lo que implica realmente:  tener conciencia”.

Por ello, me he puesto a leer e investigar sobre dicho asunto, que me ha parecido muy interesante.

La verdad es que he encontrado un abanico de opciones en cuanto a su definición. Pues es cierto que existen muchas características en el comportamiento humano, que son indicativos de poseerla.

Personalmente, me he atrevido a hacer una selección de las distintas explicaciones con que me he topado y que bajo mi criterio, he hallado más lógicas y convincentes. Además de creer, que podrían hacernos  entender lo que ciertamente entraña, la conciencia.

Parto de la base, en primer lugar, de que estoy segura de que esta se forma en el cerebro o más bien me parecería más atinado decir que: “resulta de la actividad cerebral”.

Me resulta lógico que no encontremos un sitio físico donde ubicarla, ya que opino que se trata de un “fenómeno intangible, abstracto”, que resulta de la actividad constante entre nuestra complicada “maquinaria biológica”, el cuerpo y el ambiente en el que estamos inmersos.

He de decir que, lo que me ha quedado nítidamente claro como el cristal, es que los distintos procesos que ocurren en el cerebro de un individuo, van a determinar lo que es “su conciencia”. Como por ejemplo, queda sobradamente demostrado, en algunos casos en que la persona ha sufrido un determinado daño cerebral, observándose una consecuente “afectación de su conciencia”.

Por otra parte, basta con observarnos, ya que, como sabemos: “no existe ningún color, ni sonido, ni frío, ni calor”etc…” a nuestro alrededor. Y sin embargo, nosotros al menos, “somos conscientes de su presencia”. Porque todo es una “simple y llana lectura de nuestro cerebro” de la información que le llega a través de nuestros sentidos. Pero, es de lo que “nos percatamos” y que será lo que quedará reflejado en nuestra conciencia como real”.

Por ello, si nos fijamos, la conciencia es el resultado de una “individual  y subjetiva interpretación” que nos ocasionará diferentes sensaciones de nuestro derredor.

Dicho de otra forma, la conciencia, se construye con lo que el cerebro nos dibuja “a su aire lde lo que nos rodea”, dándonos una visión única e íntima”.

La conciencia pues, nace de nuestra “propia experiencia de la vida”. El vaivén constante que existe, entre nuestro cerebro, nuestro entorno y nuestro cuerpo, esa interacción que no para de moverse, es, según la ciencia, lo que va construyendo nuestra conciencia.

Otro indicador de que la tenemos, es el hecho de que seamos capaces de “distinguir la existencia de nuestra individualidad”. Distinguiendo, lo que sucede dentro y fuera de nuestro cuerpo.

Fundamentalmente, “cuando nuestro entorno nos provoca emociones y nos hace sentir”, es evidente que tenemos conciencia. Si no, definitivamente carecemos de ella.

Resultado de imagen de frases con conciencia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s